Radiograma N° 0352 de fecha 07 de Febrero de 2020, emanado por el General en Jefe Ministro del Poder Popular para la Defensa

     PACOFI, SE RECUERDA A TODO EL PERSONAL PROFESIONAL MILITAR EL CONTENIDO DEL ARTÍCULO N° 8 DE LA LEY CONSTITUCIONAL DE LA FANB QUE TEXTUALMENTE SEÑALA “ARTÍCULO 8. LA DISCIPLINA, OBEDIENCIA Y LA SUBORDINACIÓN SON LOS PILARES FUNDAMENTALES EN QUE DESCANSA LA ORGANIZACIÓN, UNIDAD DE MANDO, MORALIDAD Y EMPLEO ÚTIL  DE LA FUERZA ARMADA NACIONAL BOLIVARIANA”. LA DISCIPLINA ES LA PRÁCTICA DE LOS DEBERES MILITARES EN TODO MOMENTO Y CIRCUNSTANCIA, AUN ESTANDO ALEJADO EL SUBALTERNO DEL SUPERIOR. LA OBEDIENCIA ES EL DEBER INEXCUSABLE QUE TIENE EL MILITAR CUALQUIERA SEA SU GRADO, JERARQUÍA O EMPLEO, DE CUMPLIR CON EXACTITUD LAS ÓRDENES QUE EN ASUNTOS DEL SERVICIO SEAN DADAS POR LA AUTORIDAD FACULTADA. LA SUBORDINACIÓN ES LA RELACIÓN DE SUJECIÓN QUE EXISTE ENTRE UN MILITAR CON RESPECTO A OTRO DE MAYOR EMPLEO, GRADO, JERARQUÍA O ANTIGUEDAD, FACULTADO PARA IMPARTIR ÓRDENES CUYO ACATAMIENTO REPRESENTA LA MÁXIMA EXPRESIÓN DE DISCIPLINA EN LA ORGANIZACIÓN. EN TAL SENTIDO, TODOS LOS INTEGRANTES DE LA INSTITUCIÓN DEBEN COMPRENDER A CABALIDAD E INTERNALIZAR ESTOS CONCEPTOS, QUE POR SER CONSIDERADOS PILARES FUNDAMENTALES PERMANECEN INALTERABLES EN EL TIEMPO, CONVIRTIÉNDOSE EN EJES TRANSVERSALES DE NUESTRA CONDUCTA INDIVIDUAL Y COLECTIVA, MUY ESPECIALMENTE LOS SUPERIORES JERÁRQUICOS DEBEN, CON CARÁCTER INELUDIBLE, FOMENTAR LA PRÁCTICA DIARIA DE LOS MISMOS A TRAVÉS DEL EJEMPLO, COMO ELEMENTO FUNDAMENTAL PARA LA CONSTRUCCIÓN DE UN ELEVADO ASCENDIENTE MORAL Y CONSECUENTEMENTE EL EJERCICIO DEL LIDERAZGO EFECTIVO QUE CONLLEVE AL CUMPLIMIENTO EXITOSO DE LAS TAREAS Y MISIONES ASIGNADAS